Paella fitness integral de verduras

Es un plato muy prominente en carbohidratos, por eso, deberás racionarlo bien, para no pasarte y acompañarlo de un aporte de proteínas, para que tu comida sea completa. Pero lo que es seguro es que con esta receta, no estás agregando nada de grasa ni calorías, como en la tradicional paella, además vamos a usar arroz integral , y más cuando nos encontramos comiendo lo justo y no «de más», que tus comestibles sean lo verdaderamente terminados viable para que tu aporte de vitaminas y minerales sea óptimo y te encuentres realmente bien.

Tiempo de preparación

1h

Ingredientes

(para 5-6 raciones… de las mías!)

  • -300 gr de arroz integral
  • -7 vasos de agua caliente
  • -3 dientes de ajo
  • -1 cebolleta grande
  • -1/2 pimiento rojo
  • -1/2 pimiento verde
  • -1 tomate maduro
  • -1 zanahoria
  • -1/2 calabacín
  • -3 medidas de cuchara de tomate «frito» 1000 Fit (VER RECETA)
  • -1 pastilla caldo de pollo (yo compro la de gallina blanca, es muy «limpia»)
  • -Sal rosa del Himalaya
  • -Pimentón dulce
  • -Azafrán

Preparación

¡Aunque es un plato elaborado, es muy simple de llevar a cabo y merece mucho la pena!

Picamos el ajito muy chiquitito y el resto de verduras en trozos más importantes (el pimiento en tiras, la zanahoria en circulitos, el calabacín en taquitos… dadle diferentes «formas»)

En una sartén grande a fuego medio echamos una cucharita de postre de aceite (preferimos de coco o mantequilla, ya que el de oliva crea varios radicales libres al cocinarse) en relación está caliente echamos el ajo y movemos bien con una cuchara de palo, para que, aunque sea tan poquito aceite, se «moje» bien todo el ajo.

En relación se empieza a dorar, echamos la cebolleta, una migaja de sal y removemos bien. En 5-6 minutos ya tenemos la posibilidad de agregar el resto de la verdura, tapar la sartén y dejar que se poche un poquito (otros 6-7 verdeos.

Hora de echar el arroz, agregar el tomate «1000 Fit», algo de pimentón y unas hebras de azafrán. Ofrecerle muchas vueltas para que coja el gusto de las verduras, tapar y aguardar unos cuantos minutos. Mientras, preparamos un vaso de agua caliente del grifo y desmenuzamos en él la pastilla de caldo de pollo.

Lo echamos a la sartén, seguido de los otros 6 vasos de agua caliente. Removemos bien y ascendemos el fuego hasta que entre en efervescencia, lo mantenemos de esta forma unos cuantos minutos y …. en este momento sí… nos olvidamos de la paella! Tápala, baja a fuego medio y deja que se realice durante 30′.

Regresa a echarle un ojo, prueba el arroz y escoge si lo dejas un algo más o en este momento se encuentra bien. Debe haber un poquito de líquido (tipo arroz caldoso, ya que después se secará todavía más aunque lo quites del fuego) y el arroz debe estar al dente, un pelín duro, ya que, al descanzar, se ablandará un poquito más. (Si está bastante duro y te queda poco líquido, puedes agregarle un poquito de agua, bien caliente). Apaga el fuego y tápala con un paño durante más o menos 5 minutos


Publicado

en

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *